viernes, 21 de junio de 2013

De cero

Siempre he tenido la manía de escribir mil cosas. Cosas que me pasan por la cabeza, cosas que hago, que siento...

Nunca tuve un diario como tal hasta hace bien poco, pero desde bien pequeño empecé a anotar todas estas cosas en hojas sueltas, en las agendas del curso correspondiente donde se suponía que debía apuntar las tareas de la escuela, en libretas, e incluso en algún archivo de word… y luego llegó el blog.

Creo que lo que realmente me gusta de todo esto es sorprenderme un día al leer lo que escribí en el pasado, al ver quién era y las cosas que hacía. Al ver que pensaba, que me preocupaba, que me hacía feliz, que sentía...

Seguramente no sea importante recordar que un antiguo ex compañero de trabajo me hizo sonreír una mañana que diluviaba, o que una noche no vencí al insomnio (una derrota más), o que una vez me pasé un domingo entero en casa con una enorme resaca.

Y seguramente no sea importante recordar lo que sentía un día de junio de hace ya tres años. Tal vez sea un detalle sin importancia, una tontería...

O quizás no lo sea. De hecho, quizá sí sea importante.

No sé quien dijo que hay días en los que todas las canciones hablan de uno mismo, pero es cierto.

5 comentarios:

  1. Cada entrada desde que volviste me encoje el corazón y toda la dureza cae abajo. Me proyectas un estado en esta ocasión que merodea la melancolía. Hace como un mes estuve haciendo retrospectiva en mi blog y mis escritos no publicados y en particular con lo primero siento mucho orgullo por haberlo mantenido y haberlo hecho a veces tan...así (no sé definirlo). Creo que recordar a un compañero de trabajo (recuerdo aquella entrada) es especial si tú quieres que lo sea y si escribiste de ello y lo reflejaste, de alguna manera lo fue. No sé, cada vez que leo una entrada tuya últimamente me dan ganas de hacer una réplica enorme en mi blog porque es como...no sé como explicarlo.

    No conocía la canción y me la anoto porque la letra es...me calza perfectamente. La hago mía, si no te importa.

    ResponderEliminar
  2. Mira que me gusta Dani Martin y no había parado a escuchar esta canción pero como bien dices a veces parece que todas las canciones hablan de ti! Me viene como anillo al dedo! Te mando un saco de energía!

    ResponderEliminar
  3. De ti también hablan las canciones? que curioso, creía que yo era el único.

    ResponderEliminar
  4. Espero que aún tenga arreglo... un abrazo!

    ResponderEliminar
  5. Siempre es importante echar la vista a atras y ver quién era y como era uno. Sólo así se puede entender cómo es en el presente. Los recuerdos pueden olvidarse, lo que queda escrito permanece :)

    Saludos

    ResponderEliminar