martes, 8 de mayo de 2012

Se fue

Hoy se me agolpan miles de sentimientos en la cabeza. En el corazón. En los ojos. En la boca. En el estómago. Como si fueran una enorme pelota. Y no me dejan dormir. No me dejan vivir.

Quizás otro día tenga fuerzas para contarlo más a fondo, pero ahora mismo soy incapaz...

Esta tarde he estado en el tanatorio y he visto llorar a muchos de mis familiares. El resto lo hemos hecho para dentro… Cuando lloras para dentro las lágrimas te inundan poco a poco los pulmones haciendo que te cueste horrores respirar. Y esas mismas lágrimas acaban por empaparte el corazón, por lo que éste bombea a tu cuerpo una sangre completamente helada. Y es por ello que sientes frio. Mucho frio… Casi tiritas.

Nunca me había dado cuenta de que cuando lloramos para dentro nuestros ojos brillan del mismo modo que cuando lloramos a lágrima viva. Y mira que era evidente, pues al fin y al cabo, en ambos casos, nuestra alma está llorando.

Primo, precisamente fuiste tú quien me diste a conocer esta canción hace ya algunos años. Hoy te la dedico porque sé que te gustaba y porque, aunque a mi siga sin gustarme, aunque siempre me haya parecido una canción demasiado triste, aunque al oír ahora mismo sus primeros acordes se me caiga el alma al suelo,… hoy daría lo que fuera por poder volver a escucharla contigo.

16 comentarios:

  1. Ojalá alguno de nosotros pudiera decir algo que disminuyera un poquito el dolor que debes estar sintiendo, pero en momentos así faltan las palabras...o están demás, porque sé que nada puede compensar la pérdida de un ser querido.Sin embargo, que sepas que estamos aqui para leerte y acompañarte. Recibe un abrazo sincero y el deseo de que pronto llegue un poco de alivio a tu corazón y al del resto de tu familia.

    ResponderEliminar
  2. Lamento muchisimo vuestra perdida. un abrazo con todo mi cariño.

    ResponderEliminar
  3. No sé qué decir... Como dice Valeria, imposible decir algo que pueda llevarse un poco del dolor que estaréis sintiendo. Lo siento mucho, Jauro.
    No sé si crees en ello y te puede ayudar, pero pienso que, allá donde esté, le encantará este homenaje que le has dedicado.
    Las personas nunca se van para siempre si las recordamos con cariño, como tú has hecho con esta entrada.
    Un abrazo muy fuerte.

    ResponderEliminar
  4. Lo siento mucho Jauroles, yo tampoco sé qué decir, solo que estoy aquí para lo que necesites. El tiempo te enseñará a convivir con el dolor y recordar con una sonrisa. Ánimo!!!

    ResponderEliminar
  5. Lo siento de verdad. Mucha fuerza...

    Un abrazo enorme.
    destroy114

    ResponderEliminar
  6. Me siento idiota comentando con palabras que te sonarán vacías pero... lo siento mucho, de verdad.

    Y te mando un abrazo fuerte y un beso muy gordo, Jauroles :**

    ResponderEliminar
  7. Siempre se van, los que no se tienen que ir, verdad?

    Un abrazo de oso (porque abrazan mucho)!!!

    Muak

    ResponderEliminar
  8. No hay palabras para estos momentos, así que mejor no digo nada.
    Besos.

    ResponderEliminar
  9. Mis condolencias. Las despedidas, esas despedidas, siempre te rompen el corazón. No dejes que te hunda la pena y la tristeza, deja en cambio que la energía positiva y buena de tu primo te rodee, y alégrate por haber podido compartir con él muchas cosas.

    biquiños,

    ResponderEliminar
  10. No hay mucho que se pueda decir... lo siento.

    ResponderEliminar
  11. Las palabras ahora sirve de poco, porque el dolor lo inunda todo,y nunca sé que decir, un gran abrazo..

    ResponderEliminar
  12. Un abrazo Jauroles... intenta llorar para afuera, y con intensidad. Un beso.

    ResponderEliminar
  13. Muchas gracias a todos por vuestras palabras. Esta vez más que nunca. Un abrazo a todos.

    ResponderEliminar